La diócesis cumple con la puesta en conocimiento de su patrimonio.

La diócesis de Almería, como el resto de las andaluzas, elaboró un inventario de sus bienes muebles para cumplir, de esta forma, con la Ley de Patrimonio Histórico que obligaba a catalogarlos, ya que son los propietarios de los bienes culturales los que tienen que garantizar, a sus expensas, su conservación. Desde entonces, el contacto entre lo que la iglesia conserva con el público en general y los investigadores es más fluido. Muestra de ello es, por ejemplo, la puesta en funcionamiento, hace apenas unos meses, del Museo Catedralicio tras años de restauración de sus objetos.

El obispado de Almería creyó oportuno desarrollar en fechas próximas visitas guiadas para que los almerienses y turistas que quisieran participar de la memoria de la iglesia tuvieran oportunidad de hacerlo. Se trata de una comunión entre lo que contribuye a hacer valiosa a la iglesia y el interés de la población en conocer sus rasgos. Los Bienes de Interés Cultural están supeditados a la disposición que estos encuentren para ser visitados o estudiados.

Fuera del ámbito eclesiástico, según el Catálogo General de Patrimonio Histórico de Andalucía, que pone en valor y acerca a la gente la historia, en Almería se encuentran hasta 18 monumentos (iglesias, yacimientos arqueológicos, inmuebles, entre ellos la Estación de Ferrocarril…) pendientes de resolver su expediente de incoación. En Almería, la media del tiempo que estos monumentos llevan incoados se aproxima a los 20 años. Uno de ellos es la antigua estación de Ferrocarril de la capital, cuya tramitación se inició en 1985 sin que haya conseguido hasta el momento la catalogación de Bien de Interés Cultural.

Pero en la provincia existen hasta 18 monumentos más que esperan la catalogación: la Iglesia de la Anunciación (Abla); el Mausoleo Romano (Abla); el Cerro de Monte Cristo en Adra; la Alcazaba de Villavieja (Berja); Villavieja (Berja); Casa Fuentes (Carboneras); El Cerrillo (Chercos); Ciavieja (El Ejido); Iglesia de la Encarnación (Felix); Iglesia de San Andrés (Fondón); Iglesia de San Juan Bautista (Fondón); Iglesia de San Juán Evangelista (Paterna del Río); Iglesia de Santa María (Sorbas); Iglesia de la Encarnación (Tabernas); Iglesia de la Purísima Concepción (Turre); la Iglesia de Nuestra Señora del Carmen (Vélez Rubio); El Rozaipón (Vera); y la Iglesia de San Benito, en Vícar). Todas ellas esperando numerosos años su catalogación, de media, suman 20 años de aguante hasta que el expediente de incoación pase a mejor vida.

Texto: Rafael Espino en el Diario de Almería.

Comentarios